En este capítulo Carlos Quiroz, hace un recorrido por su vida, desde la pobreza hasta superar con inteligencia y trabajo las barreras que surgieron para ser un individuo con proyección dentro de la profesión consagrada a los demás. Hace un análisis somero de la posición que debe tomar cada uno de los pacientes frente a las nuevas tendencias, que según su conocimiento hacen parte de la terapéutica personal y como conducir al paciente para que erradique la medicina tradicional, los productos elaborados químicamente que hoy en día consumen en los países más avanzados.

La estabilidad en la salud, debe ser tomada en cuenta con una alimentación sana, haciendo ejercicio permanente de acuerdo a sus necesidades ocupacionales y de salud. Es frecuente que las personas eviten encasillar sus costumbres con métodos que ponen en práctica por medio de los anuncios publicitarios sin tomar en cuenta, la edad, el estado mental y ante todo la distribución del tiempo. Es interesante reflexionar y tomar las decisiones acertadas para una buena salud.